¿Qué puedes hacer si se agota tu prestación por desempleo y sigues en paro?

Consejero Legal te aclara qué puedes hacer si se agota tu prestación por desempleo y continúas en paro

A lo largo de las últimas semanas desde Consejero Legal hemos tratado de aprovechar este espacio para aclararte todas aquellas dudas que puedes tener en relación al cobro de tu prestación por desempleo, en relación a aspectos como los requisitos necesarios para disponer de este derecho, la documentación requerida para formalizar su solicitud y el cálculo de su duración o de su cuantía económica.

Pero, para completar esta información, será esencial que tengas presente un aspecto no menos importante, como es la necesidad de dar respuesta a la posibilidad de que agotes totalmente este derecho y continúes en paro, al no encontrar un trabajo que constituya una nueva fuente de ingresos a nivel personal o familiar.

Resuelve tus dudas en materia laboral con el asesoramiento de Consejero Legal

En caso de que, una vez finalizado el periodo efectivo contemplado para el cobro de tu prestación por desempleo, sigas estando en paro, desde Consejero legal consideramos fundamental que conozcas la existencia de diferentes ayudas diseñadas específicamente para aquellas personas desempleadas que se encuentran en esta situación, conocidas como subsidios.

Si bien estos programas suelen variar sensiblemente con el paso del tiempo, para tratar de adaptarse lo más posible a las características y perfiles más representativos de la población desempleada, en líneas generales es posible establecer la presencia de las siguientes categorías de subsidios de desempleo:

Ayuda familiar por agotamiento de la prestación por desempleo; se trata de una ayuda económica contemplada para aquellas personas en paro que hayan agotado su derecho a prestación desde hace, al menos, 30 días y que, además, tengan algún familiar dependiente a su cargo, siempre que no cuenten con unos ingresos superiores al 75% del Salario Mínimo Interprofesional.

Subsidio para personas desempleadas mayores de 45 años; es una ayuda específica para este perfil de personas desempleadas, dadas sus dificultades para conseguir una reinserción efectiva en el mercado de trabajo, para el que hay que cumplir los mismos requisitos que el subsidio anterior.

Subsidio para personas desempleadas mayores de 55 años; del mismo modo, en el caso de que la edad de la persona desempleada supere los 55 años, se podrá solicitar esta ayuda especial, diseñada por las especiales dificultades de reinserción de este colectivo. Existe con el fin de que puedan seguir cotizando durante el cobro de este subsidio y, de esta forma, alcanzar los requisitos necesarios para disponer de una pensión una vez alcanzada su edad de jubilación.

Para ello será preciso cumplir con los requisitos anteriores, además de disponer de un mínimo de 6 años de cotización durante su trayectoria laboral.

Dejar un comentario