¿Cómo encarar la Cuesta de Enero sin preocupaciones?

Consejero Legal finanzas domésticas cuesta de enero

Como cada año, estos días traen consigo la necesidad de retomar nuestra realidad diaria después de las fiestas navideñas, uno de los periodos en los que, tradicionalmente, dejamos a un lado la contención y control de nuestras finanzas y se realiza un alto porcentaje del consumo y gasto doméstico anual.

Por eso, es bastante habitual que este primer mes del año esté asociado a la necesidad de reflexionar sobre los gastos que se han llevado a cabo en las últimas semanas y, sobre todo, a tomar medidas para ajustar nuestra economía doméstica conforme a la situación real de nuestras cuentas. Lo que se conoce popularmente como ‘cuesta de enero’.

Por este motivo, desde Consejero Legal hoy queremos mostrarte algunas medidas que pueden ayudarte a prevenir esta situación, evitando que se repita cada año, con el fin de que lo tengas más fácil para encarar esta Cuesta de Enero sin ningún tipo de preocupaciones.

Consigue una economía doméstica saneada con el asesoramiento de Consejero Legal

Si quieres solventar de la mejor forma posible los problemas relacionados con la Cuesta de Enero, desde Consejero Legal te recomendamos que tengas presentes las siguientes medidas en la gestión de tus finanzas domésticas:

  • Analiza la situación real actual de tu economía doméstica, tanto en lo que se refiere al saldo de tus cuentas como a las obligaciones de pago a las que tendrás que hacer frente próximamente, para conocer con el mayor detalle posible tu nivel de solvencia y liquidez.
  • A partir de esta información, será el momento de establecer una lista de prioridades en tus gastos diarios, anteponiendo aquellas partidas esenciales e inaplazables, y dejando para más adelante aquellas compras que te gustaría realizar pero que pueden esperar unas semanas.
  • En este punto, será muy importante que reflexiones sobre tu capacidad de gasto en un periodo tan atractivo como las Rebajas de Enero. Esto no implica que renuncies a realizar compras durante este periodo, sino más bien que las ajustes a tu capacidad adquisitiva actual y a tus necesidades.
  • Otro elemento básico para hacer frente a la «Cuesta de Enero» residirá en reducir al máximo el pago de tus compras y gastos con tarjetas de crédito y otros sistemas de pago financiado, ya que esta decisión supone dar una ‘patada hacia delante’ a tu situación financiera, en lugar de atajar el problema.

Dejar un comentario