¿Cómo detectar la presencia de bullying a tu hijo en el colegio?

Cuando somos padres, no cabe duda de que una de nuestras principales preocupaciones, si no la única, es garantizar el bienestar y felicidad de nuestros hijos.

En este sentido, aunque realices todos los esfuerzos a tu alcance para conseguir este objetivo, es normal que te preocupes por él cuando se encuentra fuera de casa. Y más en aquellas situaciones en las que se encuentra en contacto y convive con otros niños de su edad como, por ejemplo, en el ámbito escolar.

Por eso, desde Consejero Legal hoy queremos aprovechar este espacio para mostrarte cómo anticiparte a posibles situaciones de acoso escolar por parte de sus compañeros. Presta atención a nuestras recomendaciones para conocer qué señales pueden ayudarte a detectar posibles casos de acoso escolar a tu hijo y poder tomar medidas al respecto.

Garantizar tu bienestar y el de tu familia con Consejero Legal

En los últimos tiempos, la concienciación social sobre la existencia de casos de bullying o discriminación en el ámbito escolar se ha incrementado considerablemente.

Si este aspecto te produce una especial preocupación, y quieres contar con herramientas que te ayuden a proteger a tu hijo, desde Consejero Legal te recomendamos que prestes atención a estas señales:

  • Mantén una comunicación fluida con tu hijo, sobre todo, cuando lo recojas en el colegio. Pregúntale por cómo ha pasado el día y muestra un especial interés por todo lo que desee contarte.
  • No le restes importancia a la aparición de posibles cambios en su estado de ánimo y establece una relación de confianza mutua sobre estos temas. En la medida en que te considere su confidente, sin mostrarle una alarma o preocupación excesiva, estará más abierto a contarte sus preocupaciones.
  • Analiza su predisposición e interés por asistir al colegio y a todas aquellas actividades extraescolares relacionadas con el ámbito escolar. En caso de que te comente que no desea participar en ellas o que percibas que su preocupación o tristeza aumenta, conversa con él sobre el tema.
  • Realiza un seguimiento lo más completo posible de su evolución escolar, no solamente a nivel académico sino también personal.
  • Hoy en día, los casos de bullying también se pueden desarrollar fuera del horario escolar, a través de los móviles o internet. Por eso, te recomendamos que atiendas también a su comportamiento en casa, cuando utiliza este tipo de dispositivos.

Ante cualquier señal de alarma, como puede ser la aparición de golpes en su cuerpo o marcas extrañas en su ropa, solicita una reunión con sus profesores. El personal docente de su centro educativo puede ayudarte a resolver tus preocupaciones y estará a tu lado para tomar medidas si fuese necesario.

Dejar un comentario