¿Qué puedes hacer para garantizar la seguridad de tu segunda residencia?

Consejero Legal seguridad segunda residencia

En una situación normal, suele ser habitual que visites con cierta asiduidad tu segunda residencia, sobre todo durante fines de semana, festivos y periodos vacacionales.

De esta forma, además de disfrutar del cambio de aires que te permite salir de tu rutina habitual, también puedes revisar el estado en el que se encuentra tu segunda residencia, tanto en términos de mantenimiento como de seguridad.

No obstante, estamos seguros de que las medidas de confinamiento y limitación de desplazamientos asociadas a la crisis sanitaria del coronavirus habrán alterado radicalmente tu capacidad en este sentido.

Por este motivo, desde Consejero Legal hoy queremos mostrarte algunas recomendaciones que pueden ayudarte a incrementar la seguridad de tu segunda residencia sin que sea indispensable contar con tu supervisión presencial.

Disfruta del mejor asesoramiento en tu día a día con Consejero Legal

Si la seguridad de tu segunda residencia durante el mantenimiento del Estado de Alarma te genera cierta intranquilidad, desde Consejero Legal te recomendamos que prestes atención a las siguientes consideraciones:

  • En primer lugar, nuestro primer consejo está relacionado con la recomendación de que mantengas la calma en este sentido. La mayoría de los municipios que cuentan con un volumen considerable de este tipo de viviendas son conscientes de este aspecto. Por tanto, han tomado medidas para reforzar la vigilancia de sus zonas con mayor afluencia de visitantes esporádicos y turistas.
  • Aun así, no está de más que contactes con aquellos vecinos con los que tengas un mayor grado de amistad o confianza. Además de interesarte por su situación durante este periodo, te permitirá solicitar su colaboración para que te ayuden a evitar que tu segunda residencia muestre señales de que se encuentra deshabitada.
  • En este sentido, medidas tan sencillas como controlar que la correspondencia no se acumule en el buzón, o retirar los posibles restos de suciedad en el acceso a tu vivienda, serán sumamente útiles para conseguir este objetivo.
  • De igual forma, aunque tengas una actividad frecuente en redes sociales, y estas plataformas te sirvan para sincerarte con tus contactos, limita lo más posible la publicación de información sobre tu ubicación actual.
  • En consecuencia, no expreses públicamente tus deseos de que esto acabe para poder desplazarte por fin a tu segunda residencia, ya que estarás difundiendo en la red que esta se encuentra, en cierto modo, desprotegida.
  • Para finalizar, una buena medida adicional puede ser consultar con la comunidad de propietarios, o asociación vecinal de la que forma parte tu segunda residencia, la posibilidad de incrementar las medidas de seguridad privada en la zona. Ten en cuenta que muchos otros propietarios se encontrarán en una situación similar, por lo que puede resultar interesante realizar un desembolso compartido para incrementar vuestra tranquilidad.

Dejar un comentario